Actualidad

La crisis financiera modifica la percepción de los clientes de los bancos

Las últimas noticias sobre la crisis financiera alargan las previsiones iniciales para recuperar la liquidez en el sistema bancario mundial. Wincor Nixdorf ha llevado a cabo una encuesta entre sus clientes del sector bancario que demuestra cómo la crisis financiera ha cambiado profundamente la imagen y las prioridades de los bancos.

 


Según el 72% de los encuestados, la crisis financiera internacional ha modificado la percepción que tienen los consumidores de su banco. El 58% de los mismos incluso afirman que los consumidores tienen menos confianza en su banco. No obstante, el 74% opina que la crisis no ha fomentado que los consumidores cambien de banco. Por lo tanto, la actividad continúa a un ritmo más o menos normal. El 72% de los encuestados estiman que la crisis no desmotiva a los consumidores a la hora de pedir préstamos al consumo. Este porcentaje cae a un 56% en lo que concierne a los préstamos inmobiliarios. El impacto de la crisis financiera es, por lo tanto, claro en lo referido a los proyectos más importantes. No hay que pasar por alto que para el 57% de los encuestados, la crisis financiera ha tenido consecuencias directas sobre sus proyectos: el desarrollo comercial representa el 34% de los proyectos modificados y en el 25% de los casos se trata de proyectos de fusiones y adquisiciones.

Para Javier López-Bartolomé, presidente de Wincor Nixdorf para Iberia y Américas, “queda claro que el comportamiento de los consumidores y su percepción del banco han sido impactados por la crisis, llevando a los bancos a revisar sus prioridades de desarrollo. La banca minorista prefiere apostar por la sucursal bancaria, donde la proximidad con el cliente es una de las claves para paliar la crisis financiera. Cara a los consumidores desconfiados y prudentes que modifican sus proyectos de desarrollo por la crisis, es necesario mejorar la relación con sus clientes gracias a una mayor proximidad y a una relación más personalizada. En este contexto, la sucursal bancaria puede jugar un papel decisivo tanto en la mejora de la relación cotidiana como en la constitución de un canal de venta privilegiado, mediante herramientas tan sencillas como la proposición de ofertas adaptadas a ciertos tipos de clientes y la personalización como un eje principal de fidelización”.

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes