Software

El techo de crecimiento de la telefonía móvil seguirá subiendo

Los datos y la contención de costes serán claves para que el negocio de la telefonía móvil supere el techo actual del 80 por ciento de penetración que tiene en España. Las operadoras buscan nuevos servicios que atraigan al usuario, nuevas fórmulas de tarificación, y van más allá.

La antigua PriceWaterhouseCoopers, ahora integrada en IBM como su unidad Business Consulting Services, ha realizado un estudio sobre la situación de la telefonía móvil en España y de las previsiones para los próximos años.

El estudio llega a la conclusión de que las operadores móviles no van a conseguir más beneficios por el aumento del número de clientes, sino en todo caso por una reducción de los costes, un proceso en el que ya están inmersos. El índice de penetración de la telefonía móvil en España ya alcanza el 80 por ciento y 33 millones de terminales, con un crecimiento del número de clientes entre 2001 y 2000, un 40 por ciento inferior al que hubo entre 2000 y 1999. Durante el año pasado, las operadoras han tratado de fidelizar a sus clientes, pero "el negocio está cambiando", en opinión de Crisanto Plaza, presidente del Club de la Sociedad de la Información, ya que las operadoras, al no tener muchas opciones de conseguir nuevos clientes, se dedican a "ordenar sus costes".

Muchos analistas como el presidente de NTT DoCoMo, Tachikawa, vaticina sin embargo un crecimiento infinito de la telefonía móvil "llevando el móvil más allá de las personas", es decir, conectando por medio de datos y no sólo de voz, distintos dispositivos, e incluso las mascotas de los usuarios.

La situación actual obliga a las operadoras a buscar nuevas fuentes de ingreso en el negocio de los datos, en GPRS y UMTS. Durante los próximos tres años, y según los miembros de la industria de telefonía móvil encuestados en el estudio, se producirá un crecimiento no superior al 10 por ciento en número de clientes y en ingresos, producidos no por nuevos clientes, sino por nuevos servicios. Dentro de estos nuevos servicios, los clientes corporativos serán clave para desarrollar el negocio, aunque se haya empezado a introducir la tecnología MMS a través del público joven. "El dilema de las operadoras será quién se convierte en el cliente principal, si los jóvenes o los clientes corporativos", ha apuntado Fernando Izquierdo, Gerente de IBM Business Consulting Services.

Evolución de GPRS y UMTS
Sin embargo, añade el estudio, la penetración de GPRS será lenta ya que los usuarios no vislumbrarán aplicaciones y servicios que les aporten valor. "Esta tecnología será sustituida por UMTS antes de alcanzar el 50 por ciento de penetración", asegura el estudio. Antes de 2007 no se produciría, según esto, una implantación superior al 50 por ciento en tecnología UMTS. Mientras tanto, los próximos años seguirán siendo dominantes para GSM, ya que las barreras de precio, disponibilidad y servicios son las que impedirán el crecimiento de GPRS o UMTS.

Andrés González, responsable de Telecomunicaciones en IBM Consulting Services, ha puesto en común una idea compartida por el estudio: los usuarios no quieren tecnología, sino servicios. Por eso, una tecnología como WAP significó "lo que no debe ser la generación 3G móvil". "La primera experiencia de una tecnología es lo que cuenta para el usuario, y si WAP no convenció en su momento, supone un lastre para las posteriores tecnologías 3G que vengan".

Un mercado de unos pocos
"Se sale de la crisis con fusiones y adquisiciones", ha asegurado Crisanto Plaza. El panorama de operadoras en Estados Unidos y Europa, que cuenta con el mercado más importante de telefonía móvil por detrás ahora mismo sólo de China, se quedará repartido entre "tres o cuatro operadoras", asegura el estudio. A nivel europeo, sólo las cuatro operadoras que actualmente ocupan el Top 10 de las operadoras mundiales (Vodafone, Deutsche Telekom, France Telecom y Telefónica), podrán sobrevivir y asentarse con seguridad los próximos años.

m-commerce
Por otra parte, el comercio móvil está todavía por desarrollar, según el estudio y la mayoría de los consultados en el mismo, y antes de mediados de 2004 no se verán pagos a través del móvil. A finales de 2004, se calcula que habrá un 10 por ciento de usuarios que habrán utilizado alguna vez un sistema de m-commerce, en el cual tendrán un papel decisivo las entidades bancarias.

En cuanto a las fórmulas de tarificación, el modelo de prepago y de contrato seguirán conviviendo durante los próximos años, e incluso se crearán híbridos dependiendo del servicio, rompiendo la dicotomía prepago-contrato que existe ahora.

www.ibm.es

Noticias relacionadas
La Comisión Europea abre la vía a la cooperación entre operadoras para acelerar la tecnología 3G
http://www.idg.es/iworld/noticia.asp?id=25865&sec=

Telefónica Móviles cumple con el compromiso de desplegar su red inicial 3G
http://www.idg.es/iworld/noticia.asp?id=23692&sec=

Whitepaper emc-cio-it-as-a-service-wp Whitepapers