750 personas detenidas en 2012 por delitos contra la intimidad en Internet

El año pasado, la Policía Nacional detuvo a 750 personas por injurias, amenazas y delitos contra la intimidad en España, el triple que el año anterior, según los datos del balance realizado por la Brigada de Investigación Tecnológica (BIT).

Así, y según destaca la Policía Nacional, el número de denuncias y casos de delitos contra la intimidad, el honor y la imagen de las personas a través de Internet y de las redes sociales ha aumentado exponencialmente, al igual que las consultas y las peticiones de ayuda de los internautas.

 

“El crecimiento geométrico en la penetración de smartphones entre los españoles, del uso de aplicaciones de mensajería y de conexión a redes sociales desde el móvil en los dos últimos años ha significado también un notable aumento de casos de delitos contra las personas y la intimidad a través de esta vía”, destaca la Policía Nacional en un comunicado.

 

En 2012, y sólo desde la unidad central de investigación tecnológica, se abrieron 76 nuevos casos que afectaban a adultos (y que ha supuesto 65 detenciones) y 103 expedientes sobre víctimas menores, que acabó con 262 detenidos. Los casos se multiplican hasta los centenares al incluir las pesquisas en las comisarías locales de toda España: los detenidos por injurias, amenazas y delitos contra la intimidad entre adultos alcanzan los 250. La cifra se dispara hasta superar los 500 al contabilizar este tipo de delitos entre menores, como el sexting (compartir fotos sexuales vía Internet o SMS), el grooming (chantaje sexual) y otras formas del llamado cyberbullying.

 

La Policía Nacional recuerda que las prácticas delictivas “como la revelación de secretos de terceros, atentar contra el honor o la intimidad de otras personas, las injurias graves o las amenazas directas, además de otras variadas formas de ciberacoso son frecuentes entre internautas”. Asimismo, la Policía Nacional destaca que una gran parte de los internautas no le dan la importancia que tienen estas prácticas y “desconocen que están cometiendo una infracción penal y las graves consecuencias legales que su actitud en la Red le puede acarrear”.

 

Los especialistas de la BIT señalan “la importancia de la prevención para evitar el ciberacoso, ignorar y bloquear a los internautas que le ataquen por correo electrónico, en su navegación o a sus perfiles en las redes sociales. En el caso de que se haya producido un delito o daño contra el honor o la imagen, debe denunciarse en una comisaría o en el juzgado, aportando todos los detalles posibles”.

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes