Softtek camina hacia un modelo de empresa global integrada

La consultora mexicana crea el modelo One Softtek para mejorar la calidad del servicio al cliente

La globalización de la economía está teniendo múltiples efectos sobre la sociedad, el modo en el que vivimos, los hábitos de consumo de la población, las expectativas profesionales, pero sobre todo está impactando de forma generalizada en los modelos de organización empresarial. Nos encontramos en una fase en la que es forzoso superar el modelo de empresas multinacionales para alcanzar uno nuevo basado en la integración global y horizontal de todas las actividades empresariales. En Softtek este modelo se ha denominado One Softtek. Según palabras de Doris Seedorf, directora de Softtek para Europa, “One Softtek asegura que la propuesta al mercado integre nuestra experiencia vertical con la fortaleza de nuestra orientación a procesos, entregando desde cualquiera de nuestros centros, y asegura que los clientes tengan acceso a todas y cada una de nuestras fortalezas, independientemente del país donde estén”.
Hasta ahora, la estructura de Softtek se apoyaba en lo que denominaban geografías, lo que “nos ha permitido establecer presencia y crecer”, explica Seedorf. Sin embargo, esta estructura ha fragmentado en esas geografías su expertise de industria, la madurez de las ofertas y las mejores prácticas, dificultando que la compañía pueda actuar como un solo Softtek. “Somos un proveedor importante desde hace mucho pero no tenemos el alcance y el volumen que quisiéramos”, asegura la directiva. La solución pasa por una organización alineada a una estrategia de globalización. “Hay que ser competitivos y ofrecer un servicio de mayor calidad y esto solo es posible a través de la focalización”.

Proceso evolutivo
One Softtek se ha puesto en marcha en enero de 2011 con la integración de las operaciones de México y EE.UU. mientras que en 2012 seguirán el resto de los mercados de la compañía (Brasil, Cono Sur, Asia y Europa). Con esta nueva estructura se ha creado la función del Chief Globalization Officer (CGO) cuya función es introducir un pensamiento de globalidad, identificar y coordinar los esfuerzos para hacer los ajustes necesarios a lo largo de toda la organización. Desde esta función, la compañía empezará a integrar la experiencia de industrias partiendo de las cinco cuentas que la compañía ha identificado como globales: AB InBev, Citigroup, General Electric, Hewlett-Packard y Walmart. Según explica la directiva, el objetivo es que en 2012 estas cuentas sean los primeros verticales de Softtek, mientras que en el corto plazo la compañía coordinará acciones en EEUU, México, Brasil, Argentina, China y Europa orientadas a atender los requerimientos de las cuentas globales y algunas oportunidades puntuales que se consideren estratégicas. “Esta nueva organización evita la duplicidad de funciones, mejora las buenas prácticas de tipo de servicios y de la industria y proporciona ahorro de costes”, explica la directora de Softtek para Europa”; aunque de momento estos ahorros no han sido cuantificados, según palabras de Seedorf. Lo que sí aseguró la directiva es que estos ahorros se traducirán en tarifas más competitivas.

Capítulo español
El valor de ser una empresa global influye positivamente en la actividad de la filial española. El mercado español está pasado por un momento muy complicado por lo que la globalización de la actividad de la filial supone la mejor solución. “Softtek no venderá España sino que se presenta como una organización global de 6.000 personas”, señala Elena Marcos, directora de Desarrollo de Negocio de Softtek España. La directiva aboga por “ser globales siendo locales”.
A pesar de la crisis global, Marcos se mostró optimista sobre la facturación para 2011 y 2012, previendo un crecimiento para la zona de Europa del 18% y 25%, respectivamente. Actualmente, más de la mitad de la facturación de Softtek Europa se realiza fuera de España, que aporta un 35%.


La decisión de Cascos fue acertada
--------------------------------------------------
En 2008, Softtek apostó por la figura de un exministro, Francisco Álvarez-Cascos, como “el aval que necesitábamos para abordar el mercado español”, según apuntó su presidenta y CEO, Blanca Treviño. Aunque Doris Seedorf, directora general de Softtek para Europa, llegó con la decisión ya tomada, señala que ésta fue acertada. “El balance fue muy positivo ya que nos abrió puertas en el primer nivel de decisión de las empresas y además nos permitió trabajar en igualdad de condiciones con el resto de proveedores”. Asegura que Cascos aportó mucho a la empresa ya que “no tenía un puesto activo en política”.
Francisco Álvarez-Cascos abandonó su responsabilidad en la empresa para fundar un nuevo partido, Foro Asturias, con el que accedió a la presidencia de la comunidad autónoma tras la elecciones autonómicas de 2011. Asegura que la compañía no ha continuado con la figura del expolítico como pieza clave de la estrategia de la filial española porque “la prioridad actual es capitalizar lo que Cascos nos ha abierto”. No obstante, la directiva no descarta repetir esta experiencia en un futuro.

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes