Norberto Mateos, director general de Intel en España y Portugal

"Nos hemos dado cuenta de que tenemos que dejar de ser una empresa que sólo fabrica "chips"

Norberto Mateos ha asumido la dirección general de Intel Ibérica en un momento clave. El líder en el campo de sistemas en ‘chip’ para PC y servidores está preparándose –a golpe de talonario, comprando empresas como McAfee, Infineon Wireless y una parte de Texas Instruments– para “ir más allá del ámbito del procesador” y ampliar su negocio al área de productos embebidos, ‘smartphones’ y otros dispositivos de electrónica de consumo. Como recuerda Mateos, “el mercado de PC sigue creciendo pero es un entorno de 270-300 millones de dispositivos al año y queremos llegar a un entorno de 1.000 millones. Y esto no es posible si nos centramos sólo en esta área”.

Intel está en un momento dulce. Cerró su tercer trimestre con ingresos de 11.100 millones de dólares, un 18% más respecto al mismo periodo del año anterior, y un beneficio de 2.960 millones (un 59% más). ¿Estamos saliendo ya de la crisis?
- Es curioso que en un año como éste, en el que la situación macroeconómica es complicada, las tecnológicas, al menos muchas, sigan rompiendo sus resultados. Es el caso de Intel, cuyos tres primeros trimestres han sido récord. La tendencia a comprar tecnología aun en crisis significa un cambio en la forma de pensar de las personas, aunque las ventas en consumo han sido mayores en los países emergentes que en EE UU y Europa Occidental. En el sector empresarial también vemos movimiento. 2008 debería haber sido un año de renovación de equipos, pero la crisis lo frenó. Ahora se están activando las decisiones de compra porque las empresas no pueden aguantar sin renovar. Otro dato positivo es que se está manteniendo el precio medio de los equipos, rompiendo la tendencia a la baja en el precio de venta de PC y, por tanto, de procesadores. Eso quiere decir que el precio de los dispositivos ya es bastante asequible. La aparición del netbook, un equipo más barato, ha facilitado a muchas personas comprar tecnología. Finalmente, hay que destacar que Intel tiene potentes productos que han influido en los buenos resultados. Intel Core (i3, i5, i7) ha sido muy bien recibido.

¿Y qué perspectivas tienen para su último trimestre?
- A escala global esperamos crecer un 24%, llegando a 43.600 millones de dólares. Sería un récord absoluto, un 18% mejor que 2008 y un 24% mejor que 2009. En España deberíamos crecer un 15%. IDC estima que el mercado de PC crecerá un 24%. Nosotros creemos que lo hará un 18% porque en el tercer trimestre se ha frenado algo el consumo y las empresas y sobre todo la Administración están muy parados.

¿Y cuál es su estrategia a seguir como máximo responsable de la filial?
- En España el sector consumo funciona muy bien. Los distribuidores transmiten valor al usuario final y la idea es seguir impulsando este ámbito. También lo es potenciar el segmento empresarial. En la Administración Pública, aunque las inversiones se han parado, está funcionando muy bien el área de educación con el proyecto Escuela 2.0, que está en marcha en todas las comunidades excepto Madrid y Valencia. Por otro lado, fomentaremos los nuevos negocios. Un 25% de nuestra inversión en I+D se centra en ellos. Queremos generar 1.000 millones de dólares asociados a sistemas embebidos, que abarca automóviles, equipos de defensa, retail, banca… Hay muchos segmentos con dispositivos susceptibles de computar y adonde nos dirigimos. Éste es el resultado de la compra de Wind River, que tiene sistemas operativos y servicios para sistemas embebidos. Por desgracia en España no hay muchas empresas que diseñen y fabriquen en este entorno, pero a escala global hemos ganado contratos con Mercedes, BMW... Pero en España sí hay empresas que diseñan aquí y fabrican fuera. Por ejemplo, estamos trabajando en el entorno de set top boxes o televisión híbrida. Desde que Google presentó Google TV en mayo se ha trabajado mucho en esta área. En este último trimestre del año Sony y Logitech van a presentar TV y set top boxes basadas en Google TV con Atom. Sin duda, Intel está diversificando su apuesta. El hito se produjo cuando introducimos Atom hace dos años. Desde entonces, cuando se creó la categoría de netbooks, llevamos 50 millones de estos dispositivos vendidos.

Intel está cambiando. Wind River le ha abierto otro mundo y otras compras le han hecho ir hacia el mundo del smartphone. Y han comprado una empresa de seguridad: McAfee.
- Entrar en el mercado de los smartphones es una apuesta estratégica de Intel. El anuncio más relevante que hicimos este año fue el respaldo de Meego junto a Nokia. Ahora estamos creando un ecosistema para materializar el proyecto. Ya no vale con tener el mejor procesador, el mejor hardware y el mejor sistema operativo, sino que hay que desarrollar la mejor interfaz de usuario, aplicaciones, homologar estos productos… El ciclo de diseño de un smartphone es mucho más largo que el del PC. Nos hemos dado cuenta de que tenemos que dejar de ser una compañía sólo de chips a ser una empresa mucho más completa. A esto se deben las compras de McAfee, de Infineon Wireless y de una parte de cable de Texas Instruments. La de Infineon Wireless nos permitirá integrar la tecnología 3G y 4G en nuestro sistema en chip para dar al fabricante de teléfonos una solución completa. La de Texas Instrument nos facilita dirigir los dispositivos de electrónica de consumo a las empresas de cable. Y la compra de McAfee es clave: la seguridad es esencial para la computación y hay mucho por hacer en los nuevos dispositivos. Por eso trabajábamos con McAfee desde hace tiempo. Desde el punto de vista de la computación, los pilares son la eficiencia energética –gran parte de lo que hacemos se dirige a ello–, la seguridad, de ahí la compra de McAfee y el impulso de vPro en la empresa, y las comunicaciones, donde cuadra la compra de Infinity.

La compra de McAfee ha sido duramente criticada por Symantec e incomprendida por muchos analistas.
- La razón de la compra es porque la integración entre el software de seguridad y el hardware es clave. Por otro lado, aunque con Symantec colaboramos, seguro que intentará ganar lo que pueda en el movimiento que hemos hecho con McAfee. De todas formas, McAfee operará con independencia, aunque buscaremos sinergias entre sus productos y los nuestros. Esperamos lanzar productos fruto de la compra el año que viene.

¿El que Intel amplíe su espectro de negocio se debe a que el mercado de PC está agotado?
- Sigue creciendo pero es un entorno de 270-300 millones de dispositivos al año y queremos llegar a uno de 1.000 millones y no es posible si nos centramos sólo en PC. Ir hacia productos embebidos, smartphones, electrónica de consumo nos abre muchas puertas.

¿Y cómo ve el mercado de servidores, marcado por la fiebre del modelo ‘cloud’?
- Funciona muy bien. Dimos un salto importante en 2009 al lanzar Xeon 5000 y 7000, con un diseño y arquitectura nuevos, y con buena acogida en el mercado. El movimiento hacia cloud nos está llevando a cifras récord en la venta de servidores. Intel no sólo no tiene miedo a la nube sino que la impulsa.

¿Cómo ve a su competidor tradicional, AMD, y a Qualcomm, su nuevo rival para dispositivos móviles?
- Respecto a AMD tenemos un liderazgo tecnológico importante, fruto de decisiones de ar

Whitepaper emc-cio-it-as-a-service-wp Whitepapers