La caída de la demanda obliga a la reestructuración empresarial

Recortes, rebaja de previsiones y reorganización en las principales empresas

Aunque no se puede hablar de crisis, según los expertos, la caída de la demanda tanto en telecomunicaciones como en sistemas de información ha traído consigo la reestructuración de muchas compañías que, en algunos casos, conlleva también un recorte de la plantilla. Toshiba, Hitachi, 3COM, Fujitsu, Cisco Systems y Lucent Technologies son los últimos ejemplos.

De nada parecen servir las recetas de Silicon Valley para ahorrar costes, como dar vacaciones a la plantilla o recortar el salario como propuso Hewlett Packard el pasado mes de junio a sus más de noventa mil empleados. Al final, y a pesar de que los expertos y gurús evitan hablar de crisis, la realidad se impone. La caída de la demanda tanto en las telecomunicaciones como en los sistemas de información y servicios obliga a las empresas a acometer diversos cambios en su organización y, en algunos casos, a recortar la plantilla.
Antes del paréntesis veraniego, Alcatel, Lucent Technologies (a través de Agere Systems) y Ericcson anunciaban el cierre de fábricas en España y el consiguiente despido de empleados. A nivel mundial, Motorola, Siemens, Nortel, entre otras, anunciaron recortes de personal hasta sumar más de 300.000 empleados.
Ahora, los últimos ejemplos de esta tendencia son protagonizados por IBM, Toshiba, Hitachi, 3COM, Fujitsu, Cisco Systems, Lucent Technologies, y Gateway.

Los once grupos de Cisco
El gigante de las redes ha anunciado su reorganización en 11 grupos distintos de tecnología para adaptarse a la nueva situación del mercado, más consolidada. La nueva estructura sustituye a la actual, que se orientaba hacia tres líneas de negocios: la gran empresa, los proveedores de servicio y mercados comerciales.
Este enfoque ha funcionado hasta el momento “debido a que se trataba con segmentos de clientes y requerimientos de productos diferenciados”, según el presidente y CEO de Cisco, John Chambers. No obstante, la consolidación del mercado de productos de comunicaciones ha difuminado las líneas entre esos segmentos, dijo.
La nueva estructura estará orientada hacia servicios de dirección de redes, routing y productos de almacenamiento, y una vez eliminada del mapa la división de Telecomunicaciones, el grupo de tecnologías queda compuesto por: acceso, agregación, división de tecnologías Cisco IOS, conmutación y servicios de Internet, acceso ethernet, óptico, voz, e inalámbrico.
La dirección de los once grupos recaerá sobre Mario Mazzola, quien reportará directamente a Chambers. Mazzola es un veterano con más de ocho años en la compañía que hasta el momento desempeñaba el cargo de vicepresidente de la división de nuevos negocios de Cisco.
Por su parte, Kevin Kennedy, que hasta ahora ocupaba la vicepresidencia del negocio de proveedores de servicios de la empresa, deja la compañía tras ocho años “para buscar oportunidades externas”, aunque se mantendrá como consejero industrial y técnico de la compañía. Y James Richardson, anterior vicepresidente de la división de grandes empresas, se convierte en ejecutivo principal de mercadotecnia, mientras que Michelangelo Volpi liderará el grupo de conmutación y servicios de Internet y Charlie Ciancarlo lo hará de los otro cuatro grupos. Todos reportarán a Mazzola.

La crisis de Lucent
La crisis financiera que vive Lucent Technologies ha motivado su reorganización con un nuevo producto y estrategia de organización. Según la compañía, la industria de las telecomunicaciones se reorganiza alrededor del servicio de líneas fijas e inalámbricas así como los mercados globales, y reestructurará la empresa de acuerdo a este enfoque con tres áreas de negocio, según Bill O´shea, vicepresidente ejecutivo de estrategia corporativa y desarrollo de negocios. Esta reorganización “hará a la compañía más pequeña y ágil”, dijo.
De esta forma, Lucent concentrará la mayor parte de sus operaciones en sus 30 clientes principales, empresas ubicadas en 20 países del mundo, que representan aproximadamente el 75 por ciento de los ingresos de la empresa, dijo O'Shea. Mientras se concentra en esas compañías y países, Lucent también venderá a otros mercados en esos países. Los 20 países principales se utilizarán como centro, y los países y mercados vecinos como ramas, dijo O'Shea. Habrá menos concentración en esos países, especialmente en investigación y desarrollo, y los países y mercados que no sean servidos por ninguno de los dos primeros planes estarán cubiertos por acuerdos con asociados y revendedores de valor agregado, dijo. Además de anunciar la nueva estructura organizacional de la compañía, O'Shea anunció también una nueva estrategia de producto que organizará en dos categorías: productos de base y productos de crecimiento. Los productos de base son responsables del grueso de sus ingresos, se espera que produzcan 15.000 millones de dólares en 2002, y se les destinará el 40 por ciento de la inversión en investigación y desarrollo. Los productos de crecimiento se espera que logren 5.000 millones de dólares en ingresos y serán responsables del 60 por ciento de la investigación y el desarrollo en 2002. Algunos de los próximos productos de la empresa incluyen “redes de servicio inteligente” auto-configurables e inalámbricos, dijo O'Shea. Pero no todo son buenas noticias. La compañía despedirá gran parte de su plantilla para tener entre 57.000 y 62.000 empleados, de 123.000 que tenía al final de 2000. Además, en un esfuerzo por reanimar sus finanzas, Lucent liquidó varios de sus negocios subsidiarios, incluyendo los de fibra óptica, vendida a Furukawa Electric por 2,75 mil millones de dólares, su participación en dos empresas conjuntas en China por 225 millones de dólares, fábricas en Oklahoma y Ohio por 650 millones de dólares, Agere en España y el cierre de la filial israelí, comprada hace apenas un año Otra de las compañías americanas que acomete una reestructuración es 3COM, que ha realizado algunos cambios en su organización europea, dividiendo la compañía según tres áreas geográficas, en sustitución de las ocho que había con anterioridad. Esas nuevas regiones son: la del Norte, formada por Gran Bretaña, Benelux, Irlanda y los Países Nórdicos; la Central, que agrupa Alemania, Austria y Suiza, y la del Sur, que engloba España, Portugal, Francia e Italia. En este último caso será España la que esté a la cabeza del grupo.
Uno de los los cambios ha supuesto el relevo de la compañía en España y Portugal. Así, Marcelo Peuriot, hasta ahora responsable de la organización de 3COM Iberia, ha sido nombrado máximo responsable de la compañía para el Sur de Europa, región que engloba Francia, Italia e Iberia (España y Portugal), situándose Iberia a la cabeza de dicha región. Por su parte, Alberto Soto, entonces director de Canal, asume a partir de ahora la dirección general de 3Com Iberia.
La reestructuración también ha supuesto otros cambios en la filial ibérica. Néstor Carralero asume la dirección de Marketing de 3Com para el Sur de Europa y mantiene la de España. Pablo Fradua se convierte en director de Canal de 3Com Iberia, y extiende su puesto al Sur de Europa. Francisco Á

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes
Microsoft Evento cloud os 1 PUBLIRREPORTAJE

Microsoft muestra las posibilidades de la nube

Computerworld

Con la celebración del evento Disfrute de la experiencia Cloud OS, Microsoft ha mostrado su visión de la nube como una plataforma unificada para las empresas modernas que necesitan conciliar las principales ...