El sector de la salud y las TIC

La observación detenida del sector sanitario en España, en relación con las TIC, permite apreciar que, si bien ha ido acentuándose el interés de los profesionales de los centros hospitalarios por utilizar herramientas y soluciones que mejoran ostensiblemente el rendimiento en sus respectivas ocupaciones, la progresión no se ha realizado en la medida que –siendo posible por la oferta en el mercado– debería haberse hecho, tanto en rapidez como en ampliación de coberturas. El avance, aunque paulatino, ha sido bien aprovechado por los profesionales de los centros de salud; ha repercutido en mejorar la atención al enfermo; y ha alimentado las esperanzas de los proveedores hacia una mayor utilización de las TIC en integraciones y aplicaciones. Y, protagonista de excepción de los avatares de los centros de salud con la continuada incorporación de TIC, ha sido la SEIS (Sociedad Española de Informática de la Salud) convertida en referente obligado para conocer detalles pormenorizados de la evolución del sector. Porque, la SEIS, muy activa en la siembra de inquietudes en un sector tan atomizado como el de la salud, ha conseguido que su sensibilidad haya trascendido al grupo de proveedores que han sabido apreciar que, por ese camino, podría esperarse generación de negocio.
Los logros alcanzados por los centros sanitarios con la ayuda de las TIC, inducen a pensar en la posibilidad de una mejor atención al ciudadano que, desplegando en la actualidad un gran dinamismo por toda España, necesitaría que, su información de salud, estuviera accesible en cualquier centro sanitario donde pudiera ser atendido. Para ello, se necesita la interconexión de los sistemas de información sanitarios, tanto entre Servicios de Salud como entre entidades de otro tipo –como laboratorios, o suministradores de equipos y servicios, por ejemplo–; siendo indispensable la colaboración entre organizaciones sanitarias que, al margen de la política, trabajen a favor de interconectar sistemas. Asimismo, a quienes tengan capacidad de aportar ayudas, habría que decirles que, en el momento actual, faltan estándares, normas, y procedimientos homogéneos para el sistema sanitario; se hace indispensable acordar sistemas de codificación y de toma de datos homogéneos, para todo el sistema sanitario; y, añadirles, que faltan profesionales informáticos en los centros sanitarios, y se aprecia escasa voluntad de desear solucionarlo. Dicen que querer es poder.

Whitepaper emc-cio-it-as-a-service-wp Whitepapers