"El éxito en UMTS será para el que ofrezca los mejores servicios al menor coste"

Julio Batista, Director de Planificación de Airtel-Vodafone

El día 16 de febrero de 2001 Airtel-Vodafone entró en la historia de UMTS tras la realización de las primeras llamadas de voz y datos utilizando tecnología UMTS (Universal Mobile Telecommuni-cation System). La firme apuesta del Grupo Vodafone por la tecnología UMTS se concreta en la disponibilidad de licencias en trece países.

¿Cuáles son los ejes estratégicos de Airtel-Vodafone en cuanto a telefonía de tercera generación o UMTS?
- Dentro de nuestro entorno existen tres elementos que marcan nuestros ejes de desarrollo, nuestro posicionamiento, y nuestros planes futuros. El primero, y sin duda, más importante es que Airtel-Vodafone es, en este momento, una parte integral del primer operador de telefonía del mundo, con la mayor presencia global, el mayor número de clientes, y el mayor volumen de ingresos. Somos la primera compañía del mundo en telefonía con un potencial de economía y de eficiencia de escala muy superior al de cualquier otro grupo. El segundo eje se centra en que operamos en un mercado cambiante que, a su vez, ha sido víctima de su propio éxito. Hemos crecido tan rápidamente que el techo de crecimiento se está agotando, como consecuencia entramos en un mercado con una dinámica muy diferente. Por último, el tercer elemento, es la aparición de nuevas tecnologías muy avanzadas y potentes –GPRS y UMTS- que parecen tener un potencial de servicios y de utilidad directa en nuestras vidas cotidianas, tremendamente elevado. Pero, insisto un potencial, puesto que son tecnologías que apoyan servicios que hoy no existen, y tampoco existe una demanda a estos servicios.

Pero si realmente el futuro es incierto, ¿Por qué se están llevando a cabo grandes inversiones?
- Esencialmente, en nuestra confianza de que cuando estén disponibles estas nuevas tecnologías, sabremos ofrecer productos y servicios de alta utilidad.

¿Existen ventajas de migrar de GPRS a UMTS?
- Estamos hablando de grados. GPRS es una tecnología muy avanzada que mejora drásticamente la capacidad de transmisión, y con esta mejora se abre un enorme abanico de servicios para ofrecer. En cuanto a UMTS, supone una mejora astronómica respecto a GPRS, así como un elevado número de servicios nuevos. Por eso, más que confianza en la consolidación de estas tecnologías, podría hablar de una certitud.

Bien, suponiendo que la tecnologías GPRS y UMTS están ya disponibles, ¿Qué factores marcarán la diferenciación entre unos operadores y otros?
- Aquí existen dos ejes de desarrollo, el primero es un desarrollo tecnológico, y este aparentemente es similar en todos los operadores, y el otro son los servicios. Por lo tanto, debemos inventar servicios, y cuando lo hagamos, deberemos librar una batalla comercial para captar clientes. En definitiva, la llave del éxito estará en aquellos que den los mejores servicios al mejor precio.

¿Cuáles son los condicionantes para ser los mejores?
- Primero una capacidad de desarrollo de servicios de calidad, y junto a esto, un claro conocimiento de cuáles serán los servicios más aceptados.

¿Se conseguirá una convivencia entre GSM, GPRS y UMTS?
- Inevitablemente, convivirán, ya que en estos momentos disponemos de una amplia base de clientes, de los cuales cambiarán algunos, pero no todos.

Pero, permitir la convivencia puede suponer un significativo coste.
- Sí, esto puede suponer a las operadoras un coste importante. Pero hay que entender un aspecto importante: la cobertura. Por eso, UMTS tardará bastante, y puede que nunca disfrute de una cobertura del territorio suficiente, porque servicios UMTS en determinadas zonas pueden suponer una inversión innecesaria, ya que para esas zonas les es suficiente con los servicios de voz y lo servicios digitales que ahora reciben. Por lo tanto, el primer el primer elemento de consistencia necesario: las redes GPRS y UMTS se desarrollarán a velocidades diferentes. El segundo aspecto importante estriba en los terminales, ya que hay que tener en cuenta el ciclo de renovación existente, y todas estas tecnologías desgraciadamente son incompatibles desde el punto de vista de terminales. Es necesario o bien terminales diferentes, o terminales duales, que soporten diferentes tecnologías a la vez. Lo que supondrá un cierto coste de transición. Otro aspecto importante es que la tecnología UMTS en muchas ocasiones no será necesaria. Por eso la transición no será universal. En cuanto a las expectativas de Airtel-Vodafone, pensamos que esa transición tiene que ser un efecto y no una causa. En definitiva, la transición será exitosa, y redundará en un mayor beneficio a la sociedad, siempre y cuando este tirada por una demanda real y una comprensión de los beneficios personales y profesionales que la nueva tecnología les puede aportar.

¿Qué previsiones está manejando Aitel-Vodafone para ese nuevo mercado?
- En este momento disponemos de un número muy importante de escenarios diferentes de desarrollo de mercado, dependiendo de las incertidumbres tecnológicas que existen; las incertidumbres regulatorias, y las incertidumbres económicas.

En una situación de mercado real ¿Cree que UMTS ofrecerá una cuota equitativa para los cuatro operadores?
- No creo que UMTS fuerce la desaparición de ningún operador. Aún así, inevitablemente las estrategias serán diferentes, y esto significa que unos ganarán y otros perderán. Pero lo principal es asegurar que la batalla va a existir, justo lo que ha ocurrido con WAP. Por ello, el reto es general, no sólo de los operadores.

¿Se dará el salto de GSM a UMTS, o por el contrario el paso por GPRS es inevitable?
- En el paso de GSM a UMTS no es obligatorio GPRS, pero sí absolutamente lógico. Hay que tener en cuenta que GPRS es una tecnología relativamente barata que implica una adaptación de nuestra red actual y no una reconstrucción, como UMTS. Pero entre ambas existen diferencias tecnológicas que en un futuro no muy lejano pueden tener un impacto enorme en el consumidor. Es decir, que GPRS y UMTS tienen muchos más elementos comunes entre sí que con GSM, y la razón es que ésta última transmite información por circuitos, y GPRS y UMTS utilizan ambas protocolos IP.

¿Se puede hablar del fracaso de UMTS?
- Eso responde a una absoluta ignorancia.

¿Cómo valora el que compañías como Siemens, entre otras, hayan elegido España para instalar sus centros de desarrollo de tecnología UMTS?
- Es algo excelente para el sector, y para el país. Esto indica que UMTS no es un fracaso puesto que las inversiones están ahí, basta con observar los servicios semi-UMTS que se están ofreciendo en Japón, los cuales han registrado una altísima aceptación.

¿Sería muy aventurado asegurar que España puede ser un referente europeo en el uso de tecnología UMTS?
- España puede ser uno de los protagonistas en el desarrollo de esta nueva tecnología, ya que los operadores españoles tienen una gran voluntad en el desarrollo de servicios UMTS.

¿Para cuándo se prevé la existencia de un mercado UMTS consolidado, similar a GSM?
- Esa situación respondería a una penetración tan increíble que no me atrevo a dar una fecha.

Por último, ¿podría detallar el alcance del acuerdo entre Airtel-Vodafone y Xfera?<

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes
Microsoft Evento cloud os 1 PUBLIRREPORTAJE

Microsoft muestra las posibilidades de la nube

Computerworld

Con la celebración del evento Disfrute de la experiencia Cloud OS, Microsoft ha mostrado su visión de la nube como una plataforma unificada para las empresas modernas que necesitan conciliar las principales ...