"Cuando pase la crisis, continuaremos nuestra política de compras"

Juan Ignacio Ruiz de Alegría, director general de Ibermática

Con una caída de su facturación del 13% y una recuperación del Ebitda de 2,3 millones de euros en 2002, Ibermática se plantea como objetivo repetir el volumen de negocio de 120 millones de euros, registrado el año pasado, y llegar a los 10 millones de euros en la cifra de Ebitda. A partir de ahí, continuará con su política de adquisiciones, dejada de lado, en este difícil periodo de incertidumbre.

¿Qué motivó la caída en la facturación de Ibermática en 2002?
- El motivo es sin duda las altas expectativas que teníamos en el mercado latinoamericano y, en concreto, en el mercado argentino debido a una positiva experiencia del año 1997 y a la compra de la compañía Technet, que terminó en el año 2000. El porcentaje de facturación que nos aportaban nuestras operaciones en Latinoamérica ha caído desde el 22% al 5%. De hecho, nuestros ingresos no han caído tanto porque hemos conseguido crecer en España. Por otra parte, la mala situación de la economía argentina en el año 2001, nos hizo que nos apresuráramos a provisionar nuestras inversiones en aquel país, lo que nos provocó unas pérdidas en nuestra contabilidad de 13 millones de euros.

¿Por eso los accionistas de Ibermática, con la Kut­xa a la cabeza, tuvieron que ampliar capital en 2002?
- Bueno, efectivamente, para adecuar nuestro balance, se produce una ampliación de capital social hasta alcanzar los 27,68 millones de euros actuales, en el primer trimestre de 2002. Tiene que ver con el aprovisionamiento para Argentina pero tampoco tiene una relación directa causa–efecto. Ya se habían hecho otras ampliaciones de capital para hacer frente al proceso de crecimiento y ésta era una más de las que estaban previstas en el calendario. A esta ampliación acuden la mayoría de los accionistas de la compañía (entre los que se encuentran la Kutxa, el Grupo Once o el Banco Guipuzcoano), en concreto todos menos un 18% de los minoritarios. Por lo tanto, la ampliación se cubre prácticamente en los niveles en los que se había previsto.

¿En qué estadio se encuentra en estos momentos ese plan de crecimiento?
- Teníamos un plan estratégico, que ahora estamos revisando, que nos situaba en unos crecimientos muy importantes para los años 2001, 2002 y 2003. En este crecimiento había una parte orgánica, por incremento de la facturación, pero la mayor parte estaba contemplada mediante adquisiciones. Queríamos comprar compañías que incrementasen el volumen de negocio, aportando valor en los mismos sectores de actividad que estábamos trabajando o en otros nuevos relacionados. Lo que sucede es que en el año 2001 se empieza a notar la crisis, en 2002 se instala la crisis y las ganas de hacer apuestas se rebajan. Esto ha hecho que hayamos puesto un compás de espera hasta que lo veamos más claro, como están haciendo el resto de empresas del sector. Por lo tanto, los crecimientos que teníamos previstos se truncan en esta última fase y nos situamos a cierta distancia del plan inicial, principalmente porque no hemos seguido adquiriendo compañías.

Sin embargo, ¿el plan de adquisiciones sigue en pie?
- Sí, se retomará. De hecho seguimos teniendo contactos con compañías. Hay una dirección de Alianzas y Adquisiciones en la compañía que sigue operativa, obviamente, con menos intensidad que la que tenía en el año 1999 y 2000, pero seguimos mirando el mercado. Hay compañías que están necesitadas de un hermano mayor. Cuándo vuelvan tiempos mejores empezaremos a mover ficha.

¿Cuál será el detonante para dar luz verde a las adquisiciones?
- Depende. Por ejemplo, en Argentina acaba de producirse un cambio de Gobierno y estamos esperando a ver qué medidas económicas toma y cómo se estructura el contexto financiero. Nuestras inquietudes y ganas de seguir invirtiendo en este país dependerán de lo que vaya sucediendo. Te hablo de Argentina porque para nosotros ha sido el puerto base desde el que pretendíamos y aún seguimos pretendiendo dirigir nuestra presencia en el continente americano. Tenemos intereses en Chile y en Brasil. Y, bueno, a ver qué pasa.

¿No se plantea un posible cambio de base a un país más estable?
- No, porque nosotros adquirimos en el año 2000 la empresa Technet, una compañía que contaba con 180 empleados –aunque tras un redimensionamiento en el año 2001 se ha quedado en el entorno de los 95 profesionales– que tiene una excelente tecnología en escala y control así como muchos clientes, especialmente del sector energético, no sólo en Argentina sino también en todo Latinoamérica. Entre ellos se encuentran el ABN Bank, el Banco de la Pampa, el Banco Provincia, el BBV-Banco Francés, Garantizar, Zurich Seguros y Repsol YPF. Seguimos pensando que es un buen sitio estratégico, aunque parezca un poco chocante ahora pero la otra opción es Brasil, y allí existen otros problemas como el idioma y otra manera de hacer negocios.

¿No le interesa a Ibermática Europa?
- En el Viejo Continente actuamos a través de la alianza de cooperación empresarial para el desarrollo de proyectos, soluciones y servicios informáticos Escan, que nosotros mismos promovimos. En ella, trabajamos junto con Unilog, una empresa de 612 millones de facturación y 6.800 empleados, que desarrolla su actividad en Francia, Alemania, Reino Unido, Austria, Suiza y Luxemburgo. En Italia, trabajamos en colaboración con Met Sogeda.

¿Y en España?
- Aquí nosotros tenemos una posición importante en el sector. Estamos encontrando compañías pequeñas para adquirir, muy valiosas en su tecnología, pero su integración es igual de costosa que la de una empresa grande. Al final, el choque de culturas siempre lleva un tiempo limarlas. Por eso, nos lleva un tiempo tomar este tipo de decisiones. Las empresas que tienen como un tercio de nuestro volumen, que sería el tamaño ideal que estamos buscando, son generalmente filiales de empresas extranjeras. Resumiendo, no hay muchas compañías, tenemos muy bien mirado el mercado, pero pensamos que puede haber alguna oportunidad con empresas que están atravesando dificultades porque en el pasado no han desarrollado el músculo necesario para poder aguantar una época más difícil.

¿En qué sectores quiere crecer Ibermática?
- En el mercado español tenemos diferente posición y presencia en las distintas partes geográficas. Lo que podría interesarnos es crecer en las áreas que tenemos una menor presencia, como es el caso de Barcelona. El prototipo entonces serían empresas que hicieran lo mismo que nosotros, es decir, que sean generalistas. Lo que queremos es sumar volumen ya que nosotros, como empresa presente en el mercado desde hace 30 años, tenemos una gama de servicios, de productos y de clientes que nos hace estar presentes en una gran variedad de ámbitos como son la Industria, los Servicios y la Administración Pública, prácticamente con pesos parecidos. Por tanto, donde necesitaríamos encontrar un mayor equilibrio es en el aspecto geográfico.

¿Qué planes de facturación hay para 2003?
- Nos hemos marcado unos objetivos de repetición. Aunque en otros aspectos, como en la rentabilidad, vamos a ser más ambiciosos, en volumen de facturación nos hemos planteado repetir

Revista Digital

Impresión profesional

Pymes

HP Impresion Móvil

Un estudio de IDC asegura que en 2015 el 37 por ciento de la fuerza laboral a nivel mundial será móvil. Una de las principales consecuencias, tal y como asegura el informe de IDC, es el incremento de la impresión móvil. Y es que la movilidad también beneficiará a otros sectores e impulsará su crecimiento.

Microsoft Evento cloud os 1 PUBLIRREPORTAJE

Microsoft muestra las posibilidades de la nube

Con la celebración del evento Disfrute de la experiencia Cloud OS, Microsoft ha mostrado su visión de la nube como una plataforma unificada para las empresas modernas que necesitan conciliar las principales tendencias tecnológicas que mueven el mercado TI actual, esto es, movilidad, Big Data y análisis de datos, aplicaciones y, por ...



$sitioweb.getBlueKaiTag()