La erradicación de la cinta y la deduplicación, claves para el almacenamiento de datos en la empresa

Tanto en el ámbito personal, como en el de las empresas, el desarrollo de la sociedad de la información en las últimas décadas se ha traducido en una verdadera explosión en la cantidad de datos que se requiere almacenar y procesar. En las empresas, esa explosión de datos se ha visto agravada por un "efecto multiplicador", derivado de la elevada redundancia entre diferentes sistemas y las exigencias crecientes de poder garantizar la continuidad del negocio en caso de fallo o catástrofe. Así lo afirma un estudio realizado por el Centro para el Análisis de la Sociedad de la Información y las Telecomunicaciones de IE Business School.

El informe advierte de que si bien el efecto de la multiplicación se ha visto suavizado por un descenso en el coste medio de unidad de información almacenada, los costes asociados a la explotación de esa información (en términos de horas de proceso y mano de obra, que no han experimentado un abaratamiento equivalente) han llevado a muchos centros de datos al límite de sus capacidades y a requerir porcentajes crecientes del presupuesto total.

En este sentido, los responsables del informe advierten de que la única forma de adaptarse con éxito a un futuro de crecimiento de las necesidades de almacenamiento aún más acelerado es adoptando tecnologías innovadoras. En especial, el estudio señala dos: acelerar la erradicación de la cinta y las tecnologías de deduplicación.



Acelerar la erradicación de la cinta

Si bien esta opción no ataca el problema en su raíz (la enorme cantidad de datos, en muchos casos redundantes, que se almacenan), sí permite aliviar considerablemente sus efectos. Se trata de sustituir el almacenamiento en cinta por almacenamiento en disco, que permite grabar y recuperar los datos en una fracción del tiempo y permite ahorrarse la tecnología de robots y cabeceras móviles, reduciendo además tanto el consumo de

energía como las necesidades de espacio ocupado por los dispositivos de almacenamiento y eventualmente transporte.



Deduplicación

En cuanto a la deduplicación, permite disminuir la cantidad de información redundante que se almacena. Una reducción que divida por doscientos la cantidad de información de respaldo a gestionar (monitorizar, almacenar, recuperar) se traduce en ahorros sustanciales en la operación de los centros de proceso de datos y abre la puerta a niveles

de seguridad y fiabilidad (a partir de copias más frecuentes y menos intrusivas con las

actividades transaccionales) hasta ahora difíciles de imaginar.

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes