Más allá de SOA

La clave para alcanzar una competitividad sostenida reside en la capacidad de la empresa no sólo para suministrar y hacer negocios con sus socios, sino también para ampliar sus propios procesos de negocio, llevando los esfuerzos de integración más allá del “cortafuegos”, de modo que se comparta información vital para el tejido empresarial común, ofreciendo así una competitividad sostenida a través de una colaboración empresarial más estrecha. La informática multiempresarial (MEC, Multi-Enterprise Computing) ofrece la clave para que las empresas obtengan unos resultados globales en un nivel superior gracias a la integración de procesos de negocio en el conjunto de la cadena de suministro, generando así información que propicia las acciones encaminadas a la consecución de ventajas competitivas. Se trata de un enfoque holístico en el que se consideran conjuntamente datos, aplicaciones, recursos humanos, procesos y la comunidad empresarial. En este sentido, los socios y partes de la cadena de suministro en su totalidad se convierten en un ecosistema impulsado por la atención al cliente, generando una mayor visibilidad, efectividad y control.
Las medidas para conseguir esta integración interna constituyen el mayor cambio de paradigma en el terreno de la informática empresarial en los últimos años. Sin embargo, cuanto más se centra una empresa en sus aplicaciones internas y conexiones dentro del cortafuegos, menos adaptable e innovadora se vuelve para responder a las necesidades de clientes externos.
Los actuales enfoques sobre el comercio electrónico basado en la colaboración aconsejan extender las técnicas de integración de aplicaciones empresariales (EAI) más allá del abismo existente entre organizaciones, creando así una especie de red de TI “integrada” por empresas. Este enfoque mosaico es costoso, complejo y puede resultar difícil de mantener debido a la disparidad de aplicaciones, formatos y conductos informáticos utilizados para mover datos empresariales. Además, tecnologías que ofrecen una mayor agilidad en las operaciones tales como los servicios web y las arquitecturas orientadas a servicios (SOA) no han alcanzado aún el grado de madurez suficiente para ofrecer las capacidades de seguridad, fiabilidad y actuación en tiempo real que se requieren para un comercio multiempresarial exitoso. La informática multiempresarial supera los logros que la integración B2B, EAI y los servicios web han conseguido, y se sitúa un paso por delante de lo que hoy ofrece SOA. La informática multiempresarial ofrece una estrecha integración de datos, aplicaciones y personas en torno a procesos de negocio utilizando las normas empresariales. Para ello reúne tres tecnologías esenciales:

• Modelado y gestión de procesos empresariales (BPM): con la informática multiempresarial, las empresas no sólo recaban y comparten datos, sino que hacen un uso inteligente de estos datos a través del BPM, las tareas analíticas y la visibilidad para gestionar la información y actuar en función de ésta.
• Puesta en común de información empresarial: la informática multiempresarial soporta multitud de formatos de datos patentados para garantizar que la información pueda ser compartida por el conjunto de la comunidad.
• Análisis de información empresarial: la informática multiempresarial añade la interacción humana y la toma de decisiones inteligente basada en las normas de negocio y la notificación de sucesos al análisis de la información, un área en la que las herramientas existentes suelen resultar deficientes.

De este modo se crea una asociación comercial de colaboración, con la que se optimiza el uso inteligente de datos fiables en un entorno seguro, sin desplazar los sistemas y las aplicaciones empresariales existentes ni añadir otra “capa de complejidad” al proceso de integración.
La informática multiempresarial aprovecha el poder de los procesos de negocio, las transacciones y los servicios de análisis de la información empresarial para lograr que estos servicios sean más fáciles de gestionar, más cohesivos y predecibles. Como consecuencia, la MEC genera un incremento de los ingresos derivados de los canales existentes, alcanzando cotas de eficacia sin precedentes.

Roy Lee, VP de marketing de EMEA, Sterling Commerce

Whitepaper emc-cio-it-as-a-service-wp Whitepapers