Juan Manuel Martín, director general de Nordx/CDT

"Nuestro objetivo es llegar a automatizar todas las conexiones de cualquier entorno"

Nordx/CDT es una compañía fundada tras la adquisición por parte de la canadiense CDT del negocio de cableado de Nortel. A punto de cumplir un año en nuestro país, se han aumentado los recursos y también las ambiciones. Conceptos como el de "edificio inteligente", ya perseguidos con el producto DinaTRAX, se ven ahora rebasados a través de la integración de un paso más: la automatización total de la red a nivel físico, a través de la adopción de APIs inteligentes. A juicio de su máximo directivo en nuestro país, Juan Manuel Martín, los dos próximos años podrían situarles en este punto, con la presentación escalonada de soluciones.

Ha influido la fusión entre Nordx y CDT, para bien o para mal?

- Sí, yo diría que ha influido en gran medida y yo diría que para bien, ya que se invierte mucho más dinero en tecnología. En Nordx ya se invertía en DinaTRAX, que puede ser nuestro producto estrella, sin dejar atrás el IBDN, ya que son dos productos que van a dos mercados distintos, por lo que se complementan. Pero ahora la compañía invierte más dinero en desarrollo.

¿Algún ejemplo de esta nueva política de desarrollo?

- Pues, sin ir más lejos, estamos a punto de lanzar una solución en modo apantallado, que es algo que hasta la fecha no entraba en los planes. La orientación de la compañía tenía hasta el momento dos vertientes: UTP y fibra óptica. La decisión es tener una solución FTP, con lo que en el espectro de las transmisiones de datos nos moveremos a nivel integral. Por otra parte, trabajamos también en otros conceptos altamente novedosos, como puede ser el "edificio inteligente".

Respecto a su apuesta por FTP, lo cierto es que en Europa domina el modelo sin apantallar (UTP)...

- Ciertamente, UTP es lo más implantado en estos momentos en Europa, pero no ocurre concretamente en Francia y Alemania, que son, precisamente, dos mercados donde aún no tenemos presencia y queremos tenerla. Además, existe en el mercado una tendencia hacia el modelo apantallado, y, si bien no podemos estar nunca seguros del futuro, sí queremos estar presentes en todos los ámbitos.

Hablaba usted antes de "edificios inteligentes" ¿a qué se refiere?

- La infraestructura física establecerá los parámetros de ingeniería adecuados para que todas las señales de un edificio (datos, voz, control de servicios técnicos, ...) se puedan manejar en una topología de cableado estructurado. Aquí estamos ahora, desarrollando los criterios de ingeniería para poder proporcionarlos a nuestros canales.

Este concepto de edificio inteligente ¿podría extrapolarse, por ejemplo, al ámbito doméstico?

- Sin duda alguna, y de hecho trabajamos en ello también en la actualidad. Es, básicamente, lo que se ha dado en denominar Smart Home. Son casas inteligentes donde se han integrado los mismos parámetros del edificio inteligente a las casas convencionales para obtener servicios de telefonía, acceso multimedia, etc. en las diferentes habitaciones.

Hablemos ahora del DinaTRAX. ¿En qué situación se encuentra y qué proyectos se estudian para su futuro?

- Se trata de una tecnología que gestiona el nivel físico de la red...

Sí, pero lo cierto es que a nivel físico, la red no ha cambiado mucho...

- En efecto, se ha pasado de los cableados coaxiales típicos y los específicos para voz y para datos a un cableado con estructura pero cuya gestión sigue siendo manual. Precisamente es aquí donde entra en juego DinaTRAX, ya que gestiona todo esto de forma automática, ya no es necesario irse a la sala central a cambiar las conexiones.

¿Qué nivel de automatización se ha conseguido con DinaTRAX?

- Por el momento, tenemos disponible en el mercado el modelo que gestiona datos, que permite gestionar el nivel físico de redes de datos, en tanto que para la versión del producto para voz llegará antes de finales de año, aunque no existe fecha concreta para su lanzamiento. Lo cierto es que una vez conseguido esto estaremos en condiciones de ofrecer una tecnología que permita gestionar todas las conexiones, con lo que habremos llegado al concepto que he mencionado antes, el de "edificio inteligente".

¿Cuál sería, después, el siguiente paso?

- El último escalón que por el momento tenemos definido consistiría en colocarle inteligencia a los puntos de conexión del propio usuario. Trabajando a nivel de interfaces de programación. Se le pondrá electrónica a las diferentes rosetas y se podrá, desde DinaTRAX, no sólo gestionar las conexiones de usuario sino también testear el estado general de la red a nivel físico.

¿En qué se traduce esta "inteligencia" en términos prácticos?

- Pues, en el momento en el que se produzca la rotura de una conexión, un sobre-exceso en el nivel de interferencias, habrá una comunicación directa entre la roseta y el equipo. Y puedo asegurarle que, en este momento, no existe ningún fabricante que contem- ple toda esta visión y ni tan siquiera nadie que contemple una oferta tan avanzada como la que representa DinaTRAX.

Pero sí hay compañías que contemplan UTP, FTP y fibra ¿no es así?

- Eso es posible, pero siempre a través de acuerdos entre varias firmas. Nordx/CDT lo contempla todo (aunque, como ya he dicho, la parte apantallada no se comercializa aún) y, además, trabajamos ya en todo lo referente al API. Pero esto último llegaría en 1998, al igual que la oferta en Smart Home. Por el momento, esperamos que lo demás se pueda conseguir durante este año.

¿Qué competencia, pues, reconoce Nordx/CDT?

- Desde siempre hemos reconocido como competidor a Lucent Technologies (antes AT&T), cuyo producto, Systimax, pugnaba de forma frontal con nuestro producto IBDN. Y ello por una razón sencilla: consideramos que es la única solución que puede ser considerada como sistema. Luego, como antes mencionaba, otras compañías especializadas en conectividad, en rosetas, en repartidores, llegan a acuerdos puntuales con otras firmas dentro del mundo del cable, con lo que aportan una solución completa. También es importante el aspecto de la certificación, que puso de moda en su momento AT&T y Northern Telecom y que constituye un marco de confianza para el usuario.

¿Porqué consideran importante la presencia directa?

- Desde luego es importante, pero es importante tomarlo en su justa medida. Un gran número de compañías, como pueden ser AMP, Western, ITT Cannon, etc. operan a través de distribuidores. Nosotros los consideramos como fabricantes altamente especializados en algún segmento, pero Nordx/CDT ha pensado siempre en el ámbito del sistema. Cuando estamos hablando de redes Ethernet, esto no es crítico. Pero cuando hablamos de redes de alta velocidad, ya es importante tener en cuenta el nivel físico de la red, es importante pensar en este nivel como un sistema, ya que el sistema nervioso que conecte todo eso puede, simplemente, no existir.

Al hablar de "sistema", ¿hablamos de software, de cableado o de dispositivos físicos?

- El sistema IBDN está conformado por dispositivos físicos (rosetas, repartidores, latiguillos, etc.) en tanto que DinaTRAX constituye el "cerebro" que gestiona todo este nivel físico. Y, en conjunto, se ofrece al cliente todo este sistema de gestión para desentenderse de cuestiones que son a la vez rutinarias y fundamentales, a fin de centrarse en las tareas para las que ha sido implementada la red y no en la red misma.

¿Qué clientes importantes contempla Nordx/CDT en España?

- De la rama de Nortel y sus clientes dentro del mercado de sistemas de cableado contemplamos a Telefónica Sistemas, Sermicro, Data Systems y Hewlett-Packard. Con casi todos ellos hemos de convivir también, como suministrador, con Lucent Technologies, ya que hay que tener en cuenta

Whitepaper emc-cio-it-as-a-service-wp Whitepapers