Intel confía en que 1994 sea el año de la consolidación Pentium

La filial española facturó más de 4.000 millones de pesetas en 1993

Intel espera que el presente ejercicio suponga la consolidación de Pentium y los procesadores 486 como las plataformas básicas que equipen a los ordenadores personales. Según las previsiones de la compañía norteamericana, los PCs basados en Pentium supondrán a finales de año el 15% de las ventas totales, mientras que los procesadores 486 representarán el 73% de los PCs vendidos en Europa en 1994. De acuerdo con los datos aportados por Juan Larragueta, Director General de Intel Iberia, el 65% de los microprocesadores comercializados en España en 1993 fueron de la familia 80486, y de este porcentaje, el 13% fueron 486DX2. Larragueta señaló cómo el mercado español está desplazándose hacia los 486, y cómo la línea 386 está siendo reorientada hacia aplicaciones industriales, ante la caída de su demanda en el entorno de la informática personal. La filial española de Intel facturó en 1993 más de 4.000 millones de dólares, con un crecimiento del 58% respecto al ejercicio 1992.

En cuanto a la corporación, Intel registró un crecimiento en su cifra de negocio del 50%, alcanzando lo 8.780 millones de dólares, con unos beneficios de 2.300 millones, un 115% más que en 1992. Intel dedicó en 1993 casi 1.000 millones de dólares a labores de Investigación y Desarrollo, y planea invertir 2.000 millones de dólares en la instalación de dos nuevas plantas de fabricación de procesadores Pentium en los próximos años.

Las direcciones estratégicas de Intel a corto plazo pasan por dos aspectos diferenciados; por un lado, mantener el incremento en las prestaciones de su familia de procesadores, de forma que puedan doblarse las prestaciones de los PCs cada año, manteniendo el precio de los sistemas; y, por otro, desarrollar nuevas iniciativas tecnológicas en las áreas de comunicaciones, tecnología de video, bus PCI y ahorro de energía.

Revista Digital

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes